ALIMENTACIÓN ESTILO DE VIDA

¿Por qué conviene consumir clorofila y en qué alimentos puede encontrarse?

La clorofila es un componente que utiliza la luz para llenar de energía vital a las plantas dándoles su color verde. Es el equivalente de la hemoglobina humana por lo cual su consumo ayuda a aumentar la calidad y cantidad de glóbulos rojos, además de oxigenar el cuerpo.

La doctora Sánchez Calvin, experta en psico-nutrición y obesidad, señala que: “La clorofila es un fitonutriente esencial, es decir un conjunto de nutrientes producido por los vegetales, presentes en las plantas y en las algas. Tiene beneficios muy poderosos que contribuyen al buen funcionamiento del cuerpo humano”.

Uno de los principales beneficios de la clorofila es: fortalecer el sistema inmunológico, promover la absorción de calcio de huesos y dientes; fortalecer el músculo cardíaco y mejorar la circulación sanguínea, disminuir la presión arterial y oxigenar el cuerpo.

Por otro lado, en el libro Chlorophylls and Bacteriochlorophylls: Biochemistry, Biophysics, Functions and Applications, se señala que: “La clorofila puede “combinar” moléculas tóxicas, pesadas y cancerígenas, para formar un complejo complejo que es difícil de absorber por el cuerpo y se puede eliminar fácilmente”.

Aunque todas las plantas contienen clorofila, las plantas más concentradas son alfalfa, espirulina, berros, menta, cilantro, espinaca, remolacha, rucula, perejil y apio.

Ají Dulce: Identidad Venezolana En Un Ingrediente Inmigrante

Cómo ingerirla…

Para aprovechar al máximo el beneficio y absorberlo por completo, debe consumirse en forma de líquido y crudo; principalmente a través de jugos, batidos y licuados.

“Tratemos de conservar el alimento lo más parecido a como vino de la naturaleza, pues así se mantienen mejor los niveles de clorofila y micronutrientes”, indica Sánchez Calvin.

Ideas fáciles para incorporarla a tus días

  • Si tenemos espinacas frescas, podemos comerlas crudas en ensaladas con otras hojas (como rúcula o acelgas), y añadir hongos portobello o shiitake para aportar sabor y vitaminas.
  • Los espárragos podrían consumirse grillados, o hervidos
  • También se puede cocinar brócoli, apio o cualquier otra verdura de tu elección para ingerir de forma cocida.

Finalmente, es bueno destacar que si está embarazada, se recomienda consultar antes de tomarlo, ya que puede suponer riesgos para usted y su bebé. También es importante saber que no debes consumirlo durante la lactancia, ya que la exposición al sol puede provocar un sarpullido.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *