DEPORTE

El City venció al Real Madrid en su casa, pero los blancos siguen vivos

En un duelo electrizante, el Manchester City venció 4-3 al Real Madrid por la ida de las semifinales de la UEFA Champions League.

Para eliminar el Rey de Europa de su competición favorita debes hacer el doble de méritos. Si esto se pone en dudas, nada cuesta echar un vistazo a los cruces ante el Chelsea y el PSG. Y ahora, el Manchester City fue quien corroboró este fenómeno.

El equipo de Pep Guardiola consiguió dar el golpe temprano. De Bruyne adelantó a los locales de cabeza al 3″ y Gabriel Jesús puso el 2-0 al 11″ tras un error de Militao. Esta ventaja prematura no impidió que siguieran atacando y controlando los hilos del encuentro ante un equipo que entró dormido al juego.

Sin embargo, Benzema no desaprovechó el mínimo espacio que le dejo la defensa rival. Al 33″, en la única ocasión clara que tuvo el Madrid, el francés remató de volea un gran centro de Mendy y recortó distancias.

La defensa blanca estaba siendo un desastre y lo seguiría siendo, pero el gol revivió la esperanzas del equipo de Ancelotti y los locales no concretaron las ocasiones que tuvieron antes del descanso.

Ambos conjuntos reajustaron sus esquemas para el segundo tiempo. Fernandinho ingresó por Stones por lesión y Alaba salió por Nacho por esta misma razón.

Barcelona tropieza ante el Rayo con una derrota histórica en el Camp Nou

El brasileño del City sería artífice del tercero de los suyos en el inicio del complemento. Después de que Mahrez pegara un disparo en el palo, el experimentado mediocampista se largó como extremo y llegó al área para asistir a Foden, que definió de cabeza sin muchos problemas.

Ahora bien, tan solo dos minutos después, Fernandinho se comió un gran amague de Vinicius, que tras una gran corrida definió con precisión ante Ederson para poner el 3-2.

Esto equilibró el juego. Con un Real Madrid inspirado y amenazando con contragolpes, al City le entraban dudas. Pero al 74″, tras una falta previa a Zinchenko que el juez dejó seguir, Bernardo Silva marcó un golazo que ampliaba nuevamente la ventaja para los ingleses.

A pesar de esto, la alegría les duró relativamente poco, pues una mano torpe de Laporte en el área le dio una nueva chance a los españoles de ponerse a un gol en la eliminatoria. Benzema, sin nervios y definiendo a lo «panenka», puso el 3-4 definitivo.

Pese a la derrota, las sensaciones no son tan negativas en el conjunto blanco. Si bien el planteamiento de Ancelotti no fue el mejor, rescataron un resultado no tan malo tomando en cuenta el dominio de su rival. Benzema y Vinicius mantienen con vida al Real Madrid, que todavía tiene una última oportunidad en el Santiago Bernabéu de llegar a la final de la Champions.

foto sacada de: Prensa Champions League

José Ramos – Giros360sports

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.